Salud

¿Ayuda más el entrenamiento o el estilo de vida?

Es importante realizar actividad deportiva para estar en perfecto estado y mantenernos activos. Es cierto que hacer deporte nos ayudará a mejorar considerablemente la salud y sentirnos más fuertes, enérgicos y jóvenes. Pero no todo es practicar un deporte sin más. Existen otros cuidados que debemos tener en cuenta y por ello en esta ocasión queremos ver si nuestro estilo de vida es más importante que hacer deporte a la hora de ganar salud.

Los beneficios del deporte todos los conocemos de sobra y por ello es muy recomendable llevarlo a cabo. Pero a la larga los hábitos de vida son mucho más importantes. Sobre todo, existe un punto importante a tener en cuenta, como la alimentación. Como hemos dicho en anteriores ocasiones, casi todos los resultados que vamos a obtener a la hora de entrenar y de estar sanos tiene mucho que ver con la alimentación y los hábitos de vida. Por ello en este post queremos resaltar la importancia de los mismos por encima del simple hecho de hacer deporte.

El deporte es esencial para el organismo

Es cierto que el deporte activa el metabolismo y hace que la circulación y los músculos que componen el cuerpo estén en perfecto estado para responder frente a cualquier contingencia que suframos en el día a día. Pero los músculos no son una parte de un autómata, sino que se nutren y responden en función de cómo nos encontremos nosotros. Por eso nuestra forma de vida pesará más que el entrenamiento que hagamos.

La alimentación, un hábito muy importante

jjhmjhm

En primer lugar vamos a centrarnos en lo importante que es seguir una alimentación sana y equilibrada. Ingerir alimentos equilibrados en los que las dosis de nutrientes sean adecuadas en fundamental a la hora de conseguir un cuerpo en mejor estado. Las frutas y verduras, los vegetales, las proteínas de alta calidad, los ácidos grasos esenciales que podemos encontrar en aceites de oliva, aguacates, frutos secos… Es importante cuidar la alimentación y decantarnos por los alimentos naturales preparados por nosotros mismos, dejando de lado los de origen industrial.

Cuidar la alimentación nos ayudará a sentirnos mucho mejor, más enérgicos. Además de estar ayudando a tener una salud más fuerte, conseguiremos rendir mucho más. Al final la alimentación está unida directamente con el rendimiento. Si estamos bien alimentados conseguiremos un mejor desempeño a la hora de practicar cualquier actividad deportiva. De ahí que no solamente el deporte nos hace estar mejor a nivel general.

El descanso, otro hábito a tener en cuenta

ghhh

El descanso es otro punto que necesitamos cuidar. Se trata de un hábito de vida saludable que no podemos pasar por alto. Descansar las horas correctas a diario es fundamental para que el organismo funcione de manera adecuada. La media de sueño diaria tiene que superar las siete horas. Durante el sueño nuestro cuerpo libera una serie de hormonas que despiertos no liberamos y que hacen que nos recuperemos del cansancio. Además, estás son necesarias para el correcto funcionamiento neuronal y muscular.

Cuidar la alimentación y el deporte es fundamental, pero destinar horas a dormir es también igual de importante y por ello debemos incluirlo en nuestros planes cotidianos. Es un buen hábito que es necesario adquirir. Además, el sueño nos ayudará a regular el metabolismo, hacer que rindamos mucho más, sentirnos y vernos más jóvenes, hacer que consumamos menos alimento a lo largo de la jornada…

Eliminar vicios como el alcohol y el tabaco

Entre los hábitos cotidianos debemos descartar el alcohol y el tabaco. Ambos lo único que hacen es aumentar los niveles de toxinas en el organismo, que intervienen en el mal funcionamiento de determinados órganos. En el caso del tabaco la circulación de la sangre y el estado del aparato respiratorio se verán afectados. Con el alcohol son los riñones y el hígado los que se ven directamente afectados, ya que la sobrecarga a la que los sometemos es elevada.

En definitiva debemos tener muy presente que no solo el deporte nos ayuda a estar sanos. El deporte es una parte de ese todo, pero los diferentes hábitos de vida son igual de importantes a la hora de conseguir una salud en perfecto estado. Al fin y al cabo la actividad deportiva es un hábito más que debe estar presente en nuestras vidas y que aportará su granito de arena. De nada servirá hacer mucho deporte si no estamos bien alimentados y descansados. Lo ideal es lograr un equilibrio perfecto entre todos ellos para sentirnos en perfecto estado.

Fuente: Vitónica

Dejar un comentario